SUSCRIBETE AL 0414 1567 988 !! NO ESPERES MAS. MARCAS Y FIJOS DE TODAS LAS AMERICANAS DEL DIA: 6000 POR DIA EN BANCO o 8000 POR RECARGA MOVISTAR AL 0414 1567 988/////. CUATRO PARLAYS: 5000 POR SEMANA EN BANCO ///// WINNERS CHOICE Y GACETAS 700 POR DIA /////, MARCAS NACIONALES 6000 POR DIA O 8000 POR RECARGA/////. SUSCRIBETE CON HUGO ROCA AL 0414 1567 988 o AL 0426 666 1916/////CONVIERTE TU INVERSION EN GANANCIA !!!

jueves, 9 de febrero de 2017

Si está suscrito, vea su correo. SALUDOS Y SUERTE.



COMO VENCER LA PROCRASTINACIÓN EN 7 PASOS

COMO VENCER LA PROCRASTINACIÓN EN 7 PASOS

1. Intenta evitar el usar un lenguaje negativo para referirte a las cosas que hayas de hacer. Esto no es fácil como verás en el ejemplo del punto siguiente. Pero siempre es mejor decir que es algo que quieres hacer, y no que debes hacer y evitar referirte a las cosas con calificativos que destinarías a tus peores enemigos.

2. Divide las tareas que te resulten complicadas.
Hace poco tiempo tuve “la suerte” de tener que rellenar una declaración para Hacienda. No sé como es en otros países, pero en España el modelo para sangrar al contribuyente es el que yo llamo “cava tu propia tumba”. Rellenar los impuestos me recuerda a lo que pasa en algunas películas. La víctima es obligada a punta de pistola por el matón a cavar una zanja, en la que sabe que posteriormente le van a enterrar. No sólo los tienes que pagar ( muerte) sino además tienes que cavar tu propia zanja ( hacer la declaración).
La cuestión es que nunca encontraba tiempo para hacer la declaración. Era como una especie de sombra oscura que se proyectaba sobre mi vida. Si me dedicaba a otra cosa, sentía que lo hacía para evitar enfrentarme con la sombra.
La manera en que conseguí hacerlo fue dividirlo en pequeñas partes. Cada día me comprometí a hacer una parte muy pequeña. Es como si así la amenaza que suponía ese trabajo fuera mucho menor.  Siempre se ha dicho “divide y vencerás” y es por algo.

3. Piensa en los motivos que te llevan a hacer la tarea.
Piensa en las cosas a largo plazo. Tanto en lo positivo de hacerlo como en lo negativo de no hacerlo. Cuando procastrinamos es porque los beneficios de la actividad están en el futuro y los perjuicios en el presente. Si consigues traer al presente los beneficios del futuro habrás dado un gran paso para vencer la procastrinación. Lee si quieres este artículo sobre la ley del balancín)
4. Une el hacer la tarea desagradable a una recompensa.
Se usa con los niños y como en el fondo todos somos un poco niños también se puede hacer con uno mismo. Por ejemplo: Si arreglo la luz del baño podré jugar un rato al “World of warcraft”. (Salvo que seas uno de los muchos que en países de Asia se ganan la vida jugando a ese juego y tu verdadero hobby sea arreglar la casa, en cuyo caso sería: si juego un tiempo al World of Warcraft podré arreglar la bombilla).
5. Establecer un compromiso.
Determina cuando cumplirás la tarea, y una vez establecido el momento en el que la realizarás no aceptes ningún cambio. Es importante ser inflexible en esto. Si atrasas el cumplimiento perderás la confianza en que en el futuro hagas las cosas cuando te corresponde. Piensa en algún sistema que te recuerde que has de hacer la tarea. Apuntalo en un post-it. Ponlo en tu calendario o en una lista de cosas que hacer.
6. Elimina las distracciones cuando llegue el momento de realizar la tarea. Cierra las páginas de redes sociales, cierra el correo electrónico, deja el teléfono en algún lado que no te moleste, quita la televisión. Se trata de eliminar todas las rendijas por las que pueda perderse la atención. Si te cuesta tomar la iniciativa puedes utilizar el complemento de google chrome Stayfocusd, o el de firefox Leechblock. Si usas explorer no busques complementos, simplemente cambia de explorador. ;).
7. Da el primer paso. Como diría el anuncio de Nike “Just do it” Simplemente hazlo. Una vez que das un paso, la misma inercia hace que te resulte más fácil seguir actuando. Si te resulta totalmente imposible dar un paso en esa tarea, empieza por hacer algo rápido que te obligue a entrar en movimiento. Por ejemplo recoger algo. Eso hace que te pongas en modo hacer y crea una cierta dinámica positiva.